Revista Literatura

Cómo crear un villano de peso

Publicado el 12 octubre 2019 por Jonathanstriker
CÓMO CREAR UN VILLANO DE PESO
Cuando te enfrentas al reto de escribir novela de aventuras, no tardas en caer en la cuenta de que crear al villano de turno es tan importante como crear al protagonista. Es decir: hay que saber equilibrar la balanza emocional de tus futuros lectores, y eso sólo puede lograrse si haces que empaticen con el protagonista al tiempo que rechazan al antagonista con idéntica intensidad.
Los villanos han de ser determinantes en el contexto de la trama, porque le dan sentido a los valores morales y a la lucha que libra el "prota" a lo largo de la historia, de forma que no se conciba la existencia del uno sin la presencia del otro.
Un buen protagonista ha de tener la capacidad de derrotar a un gran villano, y cuanto más peligroso sea ese villano, mayor será el mérito del héroe que lo enfrente y, por ende, mayor será la emoción del lector. Ahora bien: es imprescindible que el malo cuente con una motivación creíble. Los malvados que lo son "porque sí", suelen resultar planos, huecos, insípidos y por tanto, carentes de interés.
Particularmente, yo abogo por las tramas en las que un villano no empieza como tal, algo que suele ser bastante interesante porque se ve cómo va desarrollando sus sentimientos negativos y cómo estos van entrando poco a poco en conflicto con los intereses del protagonista. Si puedes hacer que el lector comprenda -aunque no comparta- la motivación del antagonista, que se la crea, habrás dado en el clavo: tu personaje será rico en matices.
Yo siempre digo que, para mí, un ejemplo de villano magistral es Magneto (el villano de los X-Men, en la imagen superior), porque uno puede comprender perfectamente la motivación que lo lleva a enfrentarse con la humanidad en favor de los mutantes. Y es que Magneto es un superviviente del holocausto judío, lo que lo encamina a la protección (más o menos radical) de la raza mutante a fin de evitar que pueda llegar a sufrir un destino similar.
Como es obvio, sobra decir que yo seguí todas estas premisas al pie de la letra cuando escribí Las Crónicas de Vulcania: La Espada de los Druidas.
                                         PINCHA AQUÍ PARA LEER GRATIS EL INICIO DE LA OBRA
                                                                 MIRA AQUÍ EL BOOKTRAILER

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revistas