Revista Talentos

El farero

Publicado el 13 mayo 2021 por Aidadelpozo

Hola, tormenteros. Os dejo un minirrelato que publiqué en LLEC, grupo literario de FACEBOOK. Espero que os guste.

Cuando era niña solía visitar el faro para charlar con el viejo Damián, el farero del pueblo donde nació y creció mi abuela Julia. El resto del año lo pasaba pisando asfalto, aspirando el aire contaminado de Madrid y soñando con el mar que mi abuela no paraba de rememorar hasta que, acabadas las clases, toda la familia nos mudabamos a su pueblo natal, una pequeña localidad marinera del norte de España, huyendo del bullicio y la contaminación.
Damián alimentaba la luz del viejo faro y me contaba historias de sirenas y marineros enamorados, de barcos fantasmas y apariciones espectrales, de pueblos perdidos bajo el agua que reaparecían en las noches sin luna, atraídos por la luz eterna de aquella construcción vetusta y alargada como la sombra del propio Damián. El viejo sonreía al comprobar que sus historias, lejos de asustarme, pintaban mis ojillos infantiles de curiosidad y expectación.
Muchos años después, el día en que me enteré que Damián había fallecido, me hallaba paseando por Madrid en una noche sin luna y acababa de pasar por la plaza de Cibeles. Imaginé a Damián montado en el carro de la diosa contándole sus historias de sirenas y, por un momento, me pareció ver sonreír a la estatua.
Hoy al fin he podido escapar de Madrid y he ido a visitar el faro. Damián se ha convertido en parte de sus leyendas y su luz y la de su querido faro brillan unidas y eternas en esta noche espléndida. Incluso le he visto bailar con las sirenas del mar.

    EL FARERO

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revista