Revista Literatura

Padre rico, padre pobre

Publicado el 09 marzo 2021 por David Olier @CabalTC

Es curioso que mi mala racha lectora la haya roto un ensayo de este tipo. No suelo leer libros de este tipo, y este año ya llevo varios. Casi todos más técnicos que este y menos susceptibles de recibir una reseña.

Padre rico, padre pobre me ha vuelto a abrir las puertas de la lectura. ¿Será también un libro útil e interesante?

Veámoslo.

El autor: Robert T. Kiyosaki

Su autor en realidad no creo que sea Robert, sino la coautora que firma con él: Sharon L. Lechter. Porque el propio Robert admite dentro del libro que no es buen escritor.

En cualquier caso, Robert Toru Kiyosaki es un multimillonario estadounidense, emprendedor, inversor y orador motivacional nacido en 1947 en Hawai. Esta última faceta es la que impregna casi todo lo que escribe y es la que, en mi opinión, tiende a restar veracidad e interés a su mensaje.

Sin embargo, nadie puede negar que Padre rico, padre pobre es un bestseller y lo lleva siendo desde hace más de 20 años.

El libro: Padre rico, padre pobre

Huelga decir, antes de empezar, que este tipo de libros que narran la historia personal de alguien que ha triunfado de una forma tan aplastante como Robert suelen tener más de ficción que de realidad. Es un hecho que conviene tener presente cada vez que se coge un libro que encaje dentro de la narrativa motivacional.

Una vez se tiene claro, hay que buscar la realidad que encierran sus palabras. Las ideas que pueden ser útiles e interesantes y descartar los ejemplos que, por de pronto, no podemos confirmar ni corroborar.

Así pues, Padre rico, padre pobre es un libro que busca hablar de la libertad financiera y cuestionar ciertas actitudes o pensamientos económicos que nos inculcan desde pequeños.

1. Ficha técnica

Editorial Penguim Random House

Sello DeBolsillo

Título Padre rico, padre pobre

Autor Robert T. Kiyosaki

Traductora Alejandra Ramos

Número de páginas 264

ISBN 9788466353687

Publicación Agosto 2020

Comprar Amazon

2. Sinopsis

Padre rico, padre pobre te ayudará a…
… derribar el mito de que necesitas tener ingresos elevados para hacerte rico.
… desafiar la creencia de que tu casa es una inversión.
… demostrar a los padres por qué no deben confiar en el sistema escolar para que sus hijos aprendan a manejar el dinero.
… definir de una vez y para siempre qué es una inversión, y qué es una obligación.
… saber qué debes enseñar a tus hijos sobre el dinero para que tengan éxito financiero en el futuro.

Robert T. Kiyosaki ha transformado radicalmente la forma en que millones de personas alrededor del mundo perciben el concepto del dinero. Con perspectivas que contradicen el conocimiento convencional, Robert, también conocido como el «maestro» millonario, se ha ganado una gran reputación por hablar claro, ser irreverente y tener valor. Es reconocido en todo el mundo como un defensor apasionado de la educación financiera.

3. Opinión

Compré este libro porque coincido con Robert en un par de sus conceptos sobre economía y finanzas. Hace tiempo que escuché alguna entrevista suya y lo tenía en la lista de pendientes. Cuando un amigo, hace poco, me envió un fragmento de dicha entrevista, decidí que era el momento de darle una oportunidad.

Vivimos en una sociedad que nos educa y busca de nosotros algo que no tiene por qué ser lo que nosotros necesitamos, ni la mejor forma de alcanzar nuestros objetivos. Carreras, másters y títulos en general no tienen por qué representar tus áreas de conocimiento, de experiencia, ni definir cuál será tu éxito futuro. De hecho, tengo mucho que decir al respecto de lo que se considera éxito o del miedo que tenemos al fracaso, pero eso son temas para mi web profesional, no para mi web personal.

Cuando dejas tu trabajo, te dedicas a emprender y ves cómo se gana la vida ese sector no-reglado de la sociedad que arriesga, fracasa y triunfa, enfocas ciertas cosas de otra forma. Sobre todo, cuando tu objetivo último es construir algo que te genere dinero sin tener que estar horas y horas delante de tu ordenador.

Cogí Padre rico, padre pobre buscando algo más que la reafirmación de esos conceptos.

Algo más que decir que, efectivamente, no sabemos nada sobre el dinero. No sabemos cómo funcionan los mercados, cómo se puede generar dinero sin trabajar o por qué atarse a una única empresa tiene tanto riesgos como beneficios. Nuestra cultura financiera es, en general muy deficiente.

Sin embargo, Padre rico, padre pobre no incide sobre ninguno de estos conceptos. Es tan solo un panfleto que repite una y otra vez lo siguiente:

  • Un activo te proporciona dinero y un pasivo te lo quita.
  • Busca formas de generar dinero (de conseguir activos).
  • Minimiza tus formas de perder dinero (de tener pasivos).
  • Cuidado con la rat race del salario y las facturas: ganar para gastar, gastar tanto que necesitas ganar más, ganar más y entonces gastar todavía más.
  • Tu casa o tu coche no son activos.

¿Significa eso que es un mal libro? Supongo que para su público objetivo, para gente que está buscando un empujón o un motivo para montar algo por su cuenta, será un texto válido.

Para mí, para alguien que emprende desde hace más años de los que ha trabajado por cuenta ajena, que tiene tantos negocios que le cuesta definirse cuando le preguntan «¿en qué trabajas?», este libro no aporta demasiado.

Conclusión

Mi valoración personal sobre Padre rico, padre pobre es:

Es un libro bastante pobre en contenido, en enseñanzas prácticas o en formas de reenfocar tu vida profesional y económica. Sin embargo, sí que es un libro que trata de romper con esas normas tan rígidas que definen nuestra vida, con la obsesión por una «buena carrera», un «buen trabajo», un «buen sueldo» o una «buena casa».

Podría servir para abrirte los ojos en ciertos aspectos, pero si ya has despertado, Padre rico, padre pobre no te aportará demasiado.

La entrada Padre rico, padre pobre se publicó primero en El Rincón de Cabal.


Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revistas